Nuestro más reciente producto, una ducha de aire fabricada completamente en acero inoxidable, JETIair divide estrictamente una zona blanca de una zona gris, evitando la proliferación de partículas de una sección a la otra. La ducha de aire limpia con aire la ropa, la zona de los hombros y la cabeza del operario, dejándolos limpios de todo tipo de partículas. Evitando así la contaminación por arrastre de partículas encima de la ropa, del calzado y del aire.

La ducha de aire se suministra en unas dimensiones estandarizadas. Todas nuestras duchas están fabricadas en acero inoxidable 304 y están diseñadas como esclusa con puertas de cristal endurecido, una para entrar y otra para salir. La medida estándar necesita una superficie de 1100x1200 mm, y tiene una altura de 3100 mm. Otras medidas pueden ser fabricadas según demanda. Ofrecemos dos tipos de duchas de aire, la Z-250 para el uso en salas blancas, y la  Z-260, para el uso industrial.

El uso de la ducha es fácil, se entra por el lado “gris” y se sale por el lado “blanco”. Al entrar, cuando la puerta de lado gris está cerrada, se inicia la limpieza. Chorros de aire colocados en las cuatro esquinas de la ducha limpian a gran velocidad la ropa, desde la parte de la cabeza hasta el calzado del operario. El aire con las partículas, fluye por filtros ultra-efectivos (HEPA) situados en la parte inferior, posterior y superior de la ducha. Al terminar el proceso de limpieza, se puede abrir la puerta hacia el sector blanco.

Descarga nuestro folleto Jeti Air en formato pdf, pincha aqui.

Save